Con la presencia del dirigente marplatense José Rigane, Secretario General Adjunto del Sindicato de Luz y Fuerza y Secretario Adjunto de la CTA Nacional, se realizó en Catamarca el primer Foro Nacional de Trabajadores contra la megaminería a cielo abierto, el saqueo y la contaminación.

 

El Foro surgió como respuesta a la política de profundización de la megaminería en la Argentina con la creación de la Organización Federal de Estados Mineros.

 

En el encuentro se trabajó sobre la solidaridad entre los pueblos que vienen luchando contra la destrucción de sus comunidades, al tiempo que se aprobaron distintas iniciativas para nacionalizar el debate y avanzar hacia la construcción del poder propio y de una propuesta de desarrollo propia para la sociedad.

 

El que abrió el encuentro fue Arnoldo “Tito” Núñez, Secretario General de la ATE y la CTA de Catamarca, quien interpeló a la gobernadora de esa provincia, Lucía Carpacci, por los episodios de represión que se produjeron en Andalgalá y Tinogasta.

 

A su turno, Rigane, también Secretario General de FETERA, planteó que “el tema de la megaminería a cielo abierto, de la energía nuclear, de las empresas hidroeléctricas, son viejos temas de discusión, y en buena hora que la Central genere estos espacio para el debate y para planificar una agenda en común”.

 

“Necesitamos estar con la cabeza abierta, pensar que no manejamos ninguna verdad absoluta, sino que con el aporte colectivo vamos a tener el mejor resultado para el beneficio de los sectores populares”, agregó.

 

Luego ubicó esta problemática en el marco de la crisis del sistema capitalista, que implica “crisis de los alimentos, del sistema financiero, de los recursos energéticos, crisis del sistema que siempre va en búsqueda de mayor tasa de ganancia para los que detentan el poder, para lo cual aplican políticas de mayor explotación, de mayor sometimiento, o como en Europa, con la quita de los beneficios para los sectores de trabajadores”.

 

El dirigente señaló que el sistema necesita políticas para abortar cualquier intento de cambiar de sistema y por eso aplica políticas clientelares, “científicamente estudiadas para ese objetivo”, entre otras políticas de ajuste a la clase trabajadora y de depredación de recursos al punto que “este sistema nos pone a todos al borde de la muerte”.

 



Siguiente Noticia Jornada recreativa en el Club Náutico por sus 87 años

Noticia Anterior Martilleros ratificó su compromiso con el Directorio del EMTUR

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario