La vuelta de un Gran Premio de Fórmula Uno en la Argentina, tras quince años, esta “a punto” de concretarse, según reveló la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

 

El acuerdo sería por tres años y se correría entre noviembre y diciembre en un callejero en Mar del Plata.

 

En 2009 se mencionó esa posibilidad pero finalmente no prosperó. Incluso hubo relevamientos de ingenieros de la máxima categoría del automovilismo internacional.

 

“La F1 vuelve a la Argentina y se correrá en Mar del Plata”, aseguró la Presidenta al hablar en la explanada de la Casa Rosada y señaló que el país “sea sede de F1 es una cosa que nos merecemos los argentinos para poder mostrar las cosas que tenemos”.

 

La jefa del Estado, quien apuntó que espera cerrar próximamente el acuerdo con el hombre fuerte de la F1, el inglés Bernie Ecclestone, señaló que el convenio sería por tres años, entre 2013 y 2015, con fechas probables para “fines de noviembre o principios de diciembre” en Mar del Plata.

 

“Espero que se termine de firmar, porque sino te juro que te mato”, bromeó la mandataria junto a su ministro de Turismo, Enrique Meyer, que es el encargado de realizar las últimas tratativas.

 

La Presidenta refirió que había visto la Fórmula Uno en el tradicional trazado callejero de Montecarlo.

 

El sorpresivo anuncio fue hecho luego de pasar revista a máquinas de pilotos argentinos que compitieron en el último rally Dakar, realizado en enero, entre ellos los hermanos Alejandro y Marcos Patronelli, campeón y segundo en la competencia de cuadriciclos.

 

De llegar a concretarse el acuerdo con el hombre fuerte de la categoría, será la primera vez que la Fórmula Uno en la Argentina se realice fuera del autódromo porteño ya que la carrera ganada en el callejero de Palermo por Oscar Galvez en 1949 aún no era homologada como de F1, categoría que se creó al año siguiente.

 

En las negociaciones fue clave la intermediación de la empresa que organiza espectáculos masivos Time for Fun, que ya está relacionada con el Gran Premio que suele correrse todos los años en Interlagos, Brasil.

 

Tal es el grado de avance de las negociaciones, que los técnicos de la Federación Internacional ya estuvieron en Mar del Plata analizando la viabilidad de los posibles escenarios y uno de ellos sería la zona de Punta Mogotes donde este año correrá el Turismo Carretera.

 

Hace algún tiempo, Ecclestone, presidente de la competencia automovilística, había asegurado que deseaba que la F1 regrese a al país. “Está claro que nos faltan carreras en Latinoamérica y estamos mirando atentamente esa parte del mundo”, comentó.

 

MAR DEL PLATA TUVO SU ULTIMO CALLEJERO HACE 27 AÑOS

 

El platense Néstor Gurini cruzó la línea de meta con el Berta de Fórmula 2 Codasur en una calurosa tarde de diciembre de 1985 frente al Yacht Club de Mar del Plata. Fue la última foto de una carrera de autos en un circuito callejero de esa ciudad.

 

La Ciudad Feliz tiene autódromo pero de escaso nivel, al punto que hace años que ni siquiera las categorías nacionales lo utilizan.

 

En 1966 llegó la Fórmula 3 Internacional con un trazado rectangular por las calles que bordean el golf, y volvió a ser utilizado al año siguiente, donde se produjo una tragedia en el que participaron varios autos. Falleció el piloto Carlos J. Martín el 29 de enero de 1967, dos espectadores y otra veintena resultó herida.

 

En 1983 el Club Argentino de Pilotos (CAP), categoría monomarca de autos Datsun, corrió en un trazado diagramado en las playas de estacionamiento y las avenidas de Punta Mogotes.

 

Dos años después se hizo la carrera de F2 Codasur en entre la Base Naval, el Yacht Club, Playa Grande y el Golf, cerca de donde se erigirá el circuito si el gobierno acuerda con Ecclestone la vuelta de la F1 a la Argentina.



Siguiente Noticia Unión tendrá fecha libre y pidió jugar el viernes 23 de local

Noticia Anterior Proyecto X

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario