La batalla milenaria entre vampiros y licántropos continúa con fuerza.La legendaria guerrera vampira Selene (Kate Beckinsale) se enfrenta a su mayory más poderoso adversario, al tiempo que descubre un perturbador secreto quecambiará todo por lo que siempre luchó. 

Quince años hanpasado desde que Selene y su amante Michael, híbrido entre humano y licántropo,derrotaran al Vampiro Mayor Marcus en Underworld Evolution. En esos años lahumanidad ha descubierto la existencia tanto del clan de los vampiros como delde los licántropos y se ha lanzado a una lucha encarnizada para erradicar ambasespecies. Selene, capturada durante el genocidio, se despierta después de másde una década y se da cuenta de que se encuentra cautiva en un laboratorioherméticamente cerrado en Antigen, una poderosa corporación biotecnológica quese dedica a desarrollar la vacuna en contra de los virus que han creado avampiros y licántropos. 

Selene se sientedestrozada cuando descubre que Michael está muerto, pero su dolor es eclipsadopor el descubrimiento de que mientras se hallaba en estado de criogenización hadado a luz a la hija de ambos, Eve (India Eisley). Mientras busca asilo paraella y su hija, Selene se encuentra con que el mundo en el que su raza sealzara orgullosa ya no existe y que su gente ha sido perseguida hasta el bordede la extinción y que los pocos supervivientes se ocultan bajo tierra. 

Rechazada por losclanes que aún quedan, Selene se enlista para apoyar a un joven vampiro, David(Theo James), quien se une a ella en su sangrienta venganza contra Antigen,donde oscuras fuerzas conspiran para destruirla tanto a ella como a su hija.Con sus tradicionales enemigos, los licántropos, otra vez en ascenso, inclusoSelene parece no tener el poder suficiente para hacer frente a su más poderosooponente en toda la historia de Underworld: un super licántropo alteradogenéticamente.



Siguiente Noticia Movimientos sociales se movilizan “Con 1.344 pesos no se puede vivir"

Noticia Anterior Amor por siempre

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario