Así lo expresó el diputado socialista Alfredo Lazzeretti luego de lamentar las pérdidas de vidas irreparables. “Acercamos nuestras sentidas condolencias a las familias que han perdido a sus seres queridos. Los muertos y heridos son en su mayoría personas provenientes de los sectores de menores recursos de nuestra provincia”, dijo.

 

Tras la suspensión de la presentación de la agenda legislativa del bloque del Frente Amplio Progresista en la Legislatura de la Provincia de Buenos Aires, Lazzeretti responsabilizó al gobierno nacional y a los funcionarios públicos a cargo de las áreas cuyo mal accionar fue causante del siniestro.

 

“El descargo público realizado por Schiavi (Secretario de Transporte) fue patético, no puede convocar a la prensa para decir una obviedad tan grotesca argumentando que la tragedia no hubiera sido tal si hubiera ocurrido un día no laborable”, expresó el legislador marplatense.

 

Más tarde agregó: “Es sorprendente la actitud del oficialismo, tratando de convertir a los victimarios y mayores responsables en querellantes, hecho que pone en evidencia la renuencia sistemática del oficialismo a castigar a los funcionarios ineficientes y a actuar con transparencia”.

 

Lazeretti cuestionó que “no sólo renunciaron a controlar, sino que le multiplicaron los negocios millonarios a TBA. Los subsidios públicos explican un 76,7% de sus ingresos, mientras que sólo un 6,3% corresponde al fondo para obras”.

 

El legislador, tras la reunión del bloque del FAP, manifestó la importancia del sistema ferroviario para los sectores populares de la provincia de Buenos Aires, y, como ya hiciera anteriormente, la falta de criterio del gobierno para fijar prioridades.

 

Lazzeretti argumentó que “los socialistas pensamos que la provisión de servicios públicos de calidad es una manera eficaz de redistribuir la riqueza afectando directamente la calidad de vida de los que menos tienen. El Estado desaprovechó el inédito crecimiento económico y nunca se propuso realmente resolver los problemas estructurales de la sociedad”.

 

En consonancia con esto, el diputado denunció la falta de inversión en infraestructura y la poca transparencia en la aplicación de subsidios.

 

“Mientras el gobierno nacional gasta 2 millones diarios para que los sectores más acomodados del país viajen en aviones subsidiados, millones de co-provincianos viajan en situación de precariedad, prácticamente como ganado, en un sistema de transporte deficiente e inseguro. El verdadero progresismo debe atender las necesidades reales de los sectores populares y no disfrazar medidas para los grupos más pudientes tras una retórica populista”, fundamentó.

 

Finalmente el diputado denunció que son pocas y escasas las obras llevadas a cabo para mejorar la red ferroviaria que traslada a millones de pasajeros todos los días.

 

“Después del desguace de los ferrocarriles realizado por el justicialismo versión Menem, quedó solo un sistema residual, cuya única inversión que hemos visto desde la privatización es manos de pintura sobre manos de pintura, se modifica la fachada y nada se hace para mejorar la infraestructura y el servicio” explicó Lazzeretti.

 

Finalmente sentenció: “La catástrofe, pone en cuestión todo el sistema de transporte ferroviario en manos de concesionarios beneficiarios de subsidios millonarios, sin inversiones de fondo, sin transparencia alguna y sin mejoras sensibles de los servicios para las millones de usuarios”.



Siguiente Noticia Se abrió la inscripción del Programa Municipal de Alfabetización

Noticia Anterior Fallo judicial avaló la aplicación del Código de Publicidad

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario