Los vecinos organizados en la Asamblea “Madres y Padres en Lucha” resolvieron llevar a cabo, este miércoles, una movilización a la Municipalidad a los fines de participar de la sesión extraordinaria del Concejo Deliberante para que se trate como una cuestión previa la situación que atraviesan en lo que hace a la emergencia habitacional.

 

Los integrantes de la Asamblea pretenden presenta una nota donde solicitan la urgente conformación de una Mesa de Gestión para avanzar en la sesión de tierras y la obtención de financiamiento para la construcción de las viviendas.

 

Además, piden ayuda humanitaria para todas las familias que, desde el jueves 2 de febrero pasado, se encuentran en el Centro Integrador Comunitario (CIC) del barrio El Martillo, como consecuencia de la crisis habitacional que atraviesan.

 

Desde la Asamblea señalaron que expondrán el proyecto sobre Política Habitacional Alternativa que presentaron el pasado 16 de enero durante una reunión que mantuvieron con Martín Aiello, Subsecretario de Gobierno.

 

En el comunicado que pretenden dar lectura en el Concejo Deliberante destacan que las 50 familias que reclaman por el cumplimiento de “nuestro derecho constitucional a una vivienda digna” decidieron expresar su reclamo mediante el acampe en los terrenos del Centro Integrador Comunitario (CIC) del Barrio El Martillo, en Calabria y Coronel Vidal.

 

Además, hace hincapié unos Informes Socioambientales e Informe Socioambiental General elaborado por la Facultad de Ciencias de la Salud y Trabajo Social de la Universidad Nacional de Mar del Plata. El trabajo da cuenta exhaustiva y pormenorizadamente de la realidad de cada una de las familias que se encuentran en el CIC.

 

El Informe Socioambiental General revela que el 82% de las familias relevadas tienen por techo a una casa prestada y que el 18% alquila piezas en la zona oeste. El 0%, o sea ninguna familia, tiene una propiedad a su nombre y más del 50% sostiene una economía inestable en empleos informales y “changas”. El 75% del total no se encuentra registrado por lo que no reciben los beneficios del sistema de seguridad social, es decir que ni poseen obra social, ni realizan aportes jubilatorios. A su vez, 90% de los vecinos no acceden al sistema de gas natural, el 65% no tiene acceso al agua potable y el 87% no posee cloacas.

 

“Actualmente el panorama en el predio es por demás alarmante. Se registran numerosas situaciones de falta de mobiliario, condiciones de hacinamiento crítico, problemáticas de salud derivadas de este, falta de acceso a servicios básicos como la luz, el gas natural y el agua potable”, reflejaron.

 

“Como respuesta de esta situación, la Secretaría de Desarrollo Social municipal se limitó a enviar una asistente social al espacio con el fin de reclamar escasos datos a 6 familias y enviar mercaderías que solamente cubren las necesidades de dos días”, agregaron.

 

“Esperamos que el Concejo Deliberante este a la altura de la dramáticas situación que vivimos, en su calidad de funcionarios públicos y personas”, concluyeron.



Siguiente Noticia "El Municipio demostró que no tiene una política habitacional"

Noticia Anterior Se cumplió una nueva jornada de la 47 Semana Internacional del Yachting

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario