Ciento cuarenta dibujantes de historietas y guionistas respaldaron al humorista Gustavo Sala, criticado por la comunidad judía tras difundir un trabajo en el que, según opinaron sus dirigentes, banalizaba el Holocausto.

 

Horacio Altuna, Oscar Grillo, Sergio Langer, Eduardo Maicas, Domingo “Cacho” Mandrafina, Javier “El Niño” Rodríguez, Carlos Nine, Miguel Rep y Juan Sasturain, entre otros, rechazaron “enérgicamente los agravios” expresados contra Sala a partir de una tira publicada en el suplemento NO, del diario Página/12.

 

Al respecto, negaron que “el contenido” de la historieta cuestionada “exprese antisemitismo o incitación al odio”.

 

“Sostenemos que ningún aspecto de la tira mencionada expresa esa dirección, ni Sala en su vida pública o privada ha apoyado nunca ideologías racistas ni de intolerancia”, comentaron los historietistas en una carta pública.

 

Sala, según sus colegas, “expone estos males a través de los caminos del grotesco y la acidez”, y afirmaron que “sólo desde la convicción acerca del Horror del Holocausto la tira cobra sentido”.

 

El contenido de la historieta, indicaron, “está enmarcado en la tradición del humor negro, la sátira y hasta el mal gusto”, que son “géneros y elementos esenciales” en la “profesión y hasta en la historia del arte”.

 

La DAIA repudió días atrás el contenido de la historieta porque “banalizaba la tragedia del Holocausto, el respeto por los seis millones de judíos masacrados y la memoria y dignidad de los sobrevivientes”.

 

Asimismo, el presidente de la AMIA, Guillermo Borger, habló de “inadaptados” al referirse al comic titulado “Una aventura de David Gueto. El DJ de los campos de concentración está de fiesta”.

 

En la tira cómica, de cuatro viñetas, aparece un musicalizador que insta con términos soeces a un grupo de hombres y mujeres a divertirse.

 

“Vamos, che, no sean mala onda, chicos. A bailar, a bailar!”, pero sus interlocutores vuelven a quejarse: “Nos matan en cámaras de gas y hacen jabones con nosotros. ¿Sabías eso?”.

 

Seguidamente, aparece el personaje de Hitler que se acerca al musicalizador y le dice: “Che, David, tenés razón: un poco de diversión no les vendría mal”. En el último recuadro, el personaje del jerarca alemán agradece al protagonista sus esfuerzos por divertir al grupo: “Si están relajados, el jabón sale mejor”, finaliza.

 

Un día después de su publicación, el diario Página/12 lamentó “haber provocado angustia o dolor” en quienes se sintieron ofendidos por la historieta.



Siguiente Noticia "Sigue sin solución la situación de los basurales clandestinos"

Noticia Anterior Más de 200 licencias retenidas por alcoholemia en la Costa Atlántica

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario