Así lo reconocieron desde la Subsecretaría de Control de la Municipalidad. El esperado recital de David Guetta en Mar del Plata se vio empañado por un accidente que dejó a nueve personas heridas, después de que cediera la estructura de madera de un sector VIP de La Caseta Beach. Algunos de los asistentes afirmaron que el lugar está sobrevendido.

 

El derrumbe sucedió pocos minutos pasada la medianoche en el balneario “La Caseta”, situado a un costado de la ruta 11, a la altura del paraje El Alfar, donde espectadores seguían al aire libre el cierre de la gira internacional del Disc Jockey Guetta, reconocido por la revista británica “DJ Mag” como el mejor DJ del mundo.

 

La tarima de la terraza Golden 2, un deck de unos 40 metros cuadrados de superficie, se desmoronó cuando al menos 30 personas presenciaban el espectáculo desde ese sector, en ese momento, médicos contratados por la empresa organizada del show electrónico, “Pablo Baldini producciones”, asistieron en el lugar a algunos heridos y trasladaron en ambulancia a otros a un centro asistencial en Mar del Plata.

 

En total, nueve personas debieron ser atendidas por personal médico, por presentar golpes y diversas lesiones. De las cuales, solo una de ellas, un hombre de 39 años, fue internado.

 

“Tres personas radicaron formalmente denuncia por lesiones: un hombre de 40 años, una joven de 32 y un hombre de nacionalidad chilena”, explicó el jefe de la Policía Distrital Sur, comisario Fernando Feige.

 

En declaraciones a Radio La Red (FM 91.3) el subsecretario de Control del municipio, Adrián Alveolitte, declaró que “falló la vigilancia privada del lugar”, ya que al inicio del recital “un grupo de personas superó un vallado, vulneró a la seguridad privada e hizo que en un tercio de la estructura de madera cediera y ocasionó estos problemas”.

 

“Si bien apelamos a la responsabilidad de todo el mundo, afortunadamente no tenemos que lamentar consecuencias graves, y a raíz de la rápida intervención de los servicios de emergencia no fue necesario interrumpir el recital”, agregó.

 

Alveolite remarcó que el lugar donse se produjo el siniestro se trataba de un sector que forma parte de la estructura del complejo y que tenía acotada su factor de ocupación a la capacidad operativa que había establecido el informe técnico y Bomberos y que la organización lo había reservado para un sector exclusivo de acceso.

 

Consultado acerca de si el lugar estaba habilitado para este tipo de espectáculos, el Subsecretario de Control respondió que “este balneario tiene una amplitud de uso muy amplia y está habilitado desde hace unos cuantos años para realizar múltiples acciones”.

 

Más adelante, señaló que “los espacios de arena son lugares que no representan ningún riesgo, lo que es muy importante y que se debe tener en cuenta es que estos lugares que pueden tener habilitación y reúnen condiciones especiales para funcionar y por eso hay informes técnicos, sobre cálculos de estructuras, de Biomberos, que determinan un factor de ocupación, evidentemente lo que no puede fallar son los sistemas de seguridad privada que cada organización dispone para cuidar que estos lugares tengan la cantidad de personas que deben tener”.

 

En tal sentido, defendió la política de gestión que este gobierno municipal lleva a cabo en cuanto a la actividad de control en los aspectos vinculados a la nocturnidad y donde hay una alta concentración de gente.

 

“Por eso hemos sido duramente cuestionados por muchos responsables de establecimientos nocturnos cuando se dispusieron fuertes restricciones en lo que hace al factor de ocupación”, consignó.



Siguiente Noticia Fútbol: otro empate de verano

Noticia Anterior Retienen en Mar del Plata tres autos de alta gama por deudas con Arba

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario