Las áreas de control del municipio junto a REBA, Bomberos dependientes del ministerio de Seguridad provincial, y agentes del ministerio de Salud bonaerense clausuraron quince locales e infraccionaron a 45 durante los operativos de nocturnidad en los primeros quince días de enero.

 

Los controles se realizaron en los corredores nocturnos de Hipólito Yrigoyen, Alem, Constitución, Centro, y en otros puntos de General Pueyrredon.

 

Por no contar con habilitación o desarrollar actividad en rubros no permitidos, infraccionaron a los locales ubicados en Alem 3751, Alem 3495, Alem 3463, Santa Fe 2075, Corrientes 2276, 25 de Mayo 2847H. Yrigoyen 2683, Gascón 2901, Rawson 2902, Rivadavia 2312, Martínez de Hoz 4981, San Martín 2430, H. Yrigoyen 2575, más un local ubicado de Playa Varese. Y por esta causa clausuraron a los locales de Alem 3463, Mitre 2224, Mitre 2008, Ruta 11 Km 3.5, y dos ubicados en Playa Grande.

 

Por desarrollar espectáculos sin el permiso correspondiente se infraccionó a los comercios de Formosa 254 y Brown 2657.

 

En tanto, por ruidos molestos se labraron actas en: Bernardo de Irigoyen 3820, Alem 3926, B. Marítimo S/N, Alem 3736, Mugaburu 7414, Constitución 4579, J. Peralta Ramos 698, Ituzaingo 5760, Independencia 2467, Paseo Jesús de Galíndez 50, San Martín 2416, y Magallanes 3876.

 

También fueron clausurados por no respetar los horarios de ingreso (hasta las 2 de la mañana) los establecimientos nocturnos, los situados en Aristóbulo del Valle y Boulevard Marítimo, Alem 3728, y Formosa 254; por vender alcohol con la autorización vencida el de Alem 3699 y el de H. Yrigoyen 2673 por razones de seguridad.

 

En la misma línea, por comercializar alcohol fuera del horario permitido clausuraron a los comercios de Alem 3863, Alem 3760, Constitución 5614 y Buenos Aires 1863. Y por permitir fumar en el interior del local se infraccionó al bar de Constitución 6696 y al de Alem 3650.

 

Los operativos se realizan a fin de que se respeten las normas de nocturnidad, evitar excesos, garantizar condiciones de seguridad, y preservar la salud y la integridad de quienes asisten a estos locales y de sus trabajadores.

 

Desde la subsecretaría de Control afirmaron que “durante todo el año trabajamos para que la actividad se desarrolle con normalidad y, en temporada profundizamos los controles junto al gobierno de la provincia de Buenos Aires porque abren más lugares y tanto marplatenses como turistas asisten en mayor cantidad a estos comercios”.

 

“Continuaremos haciendo estos procedimientos para que los vecinos y los visitantes puedan estar tranquilos y disfrutar de Mar del Plata. Además, queremos llevar tranquilidad a las familias y que los jóvenes puedan divertirse sin excesos y sin exponer su salud cada vez que salen”, concluyeron.



Siguiente Noticia Aclaran que no se necesita una orden judicial para desalojar Concejo Deliberante

Noticia Anterior Tránsito labró más infracciones y se redujeron las alcoholemias positivas

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario