Una diseñadora de moda hace diez años que tiene su local en la avenida Tejedor y durante todo ese tiempo padeció setenta robos.

Producto de esta situación, tomó la dolorosa decisión de cerrar su comercio e irse de Mar del Plata.

En declaraciones a Radio Brisas (FM 98.5), la mujer indicó que el último episodio delictivo se produjo el pasado martes y la golpearon con la culta de un arma en la cabeza.

Sin dudas fue el caso que terminó por confirmar esta medida y así lo expresó colocando un cartel en el frente de su local ubicado en Concepción arenal y Avenida Tejedor, con la leyenda: “Me voy. Vendo todo. Me cansé que me roben”.

Rosa sostuvo que replanteará su vida y lamentó que “el país es hermoso, pero ya no da para más, y le recomiendo a mis hijos que se vayan fuera”.

Foto: Beto Mena



Siguiente Noticia Caso Lalo Ramos: la pena que reciba será excarcelable

Noticia Anterior Paredi: "Hay que acompañar con patriotismo"

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario