El obispo de Mar del Plata, monseñor Antonio Marino, celebró la eucaristía en la parroquia Inmaculada Concepción de Coronel Vidal, de la que participaron numerosas familias que dieron gracias por las viviendas construidas con el convenio entre Cáritas y el Ministerio de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios.

Luego de la misa, se bendijeron nuevos terrenos que fueron cedidos para iniciar una nueva etapa del programa, en la que se construirán 30 viviendas más, que se suman a las 57 que ya se han concretado.

Monseñor Antonio Marino, se mostró muy contento de poder participar de este encuentro con las familias y valoró enormemente este programa, donde cada grupo se compromete con la construcción de su vivienda y asimismo colabora con los demás.

“Cáritas apunta fundamentalmente a una promoción del ser humano, de modo que por sí mismo pueda alcanzar esos objetivos”, manifestó el obispo.

Luego de la misa, todos los que estaban en el templo se trasladaron hasta el predio donde se comenzarán a construir las próximas 30 casas. Allí el pastor de la Iglesia diocesana de Mar del Plata, bendijo los terrenos y  las familias protagonistas de esta nueva etapa del proyecto -denominado “Beata Madre Teresa de Calcuta”- plantaron un olivo. Posteriormente se reunieron en el salón parroquial a compartir un almuerzo popular, del que también participó Marino.

El programa de “autoconstrucción asistida de viviendas”, es impulsado por Cáritas Argentina en articulación con el Ministerio de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios.

A través del éste son las mismas familias quienes construyen su casa, asumiendo esta tarea como un proyecto familiar y comunitario.

Al contar con una vivienda propia, muchas personas recuperan la autoestima y la esperanza de un futuro mejor para sus hijos, favoreciendo la convivencia en clave de cooperación y de esfuerzo compartido.



Siguiente Noticia Unánime expresión de apoyo al fiscal Daniel Adler

Noticia Anterior Se encuentra en pleno desarrollo el Operativo Frío

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario