El triunfo de Argentina ante Bélgica, que depositó al seleccionado en semifinales del Mundial Brasil 2014, luego de 24 años de no llegar a esa instancia, desató el festejo en cada ciudad del país y Mar del Plata no fue la excepción.

A pesar de las adversas condiciones climáticas que se desarrollan durante el fin de semana, cientos de marplatenses se volcaron a las calles ni bien finalizó el partido.

En cada barrio los bocinazos, banderas y pirotecnia le pusieron color a la tarde gris, así como las caravanas de autos.

Como sucedió tras el partido con Irán por los octavos de final, cientos de marplatenses se juntaron en el Monumento a San Martín, en la esquina de Luro y Mitre, para desatar toda la locura futbolera por la clasificación a semifinales de la albiceleste.

Los cánticos y canciones dirigidas a Brasil y el grito de “¡vamos a ser campeones!” se repitieron una y otra vez, mientras muchos ya sueñan con lo que sucederá el miércoles próximo.

El tránsito en ese sector del microcentro se vio interrumpido durante un par de horas.

Foto: cazadordenoticias



Siguiente Noticia Mundial 2014: La noticia que opacó la fiesta

Noticia Anterior Mundial 2014: El cuento de la buena Pipa

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario