A dos años de la misteriosa desaparición del arquitecto marplatense Fernando Lario, sus familiares y amigos organizan una marcha para el próximo lunes 7 de julio, a las 15, siendo el punto de encuentro la Peatonal San Martín y Mitre, frente a la Catedral, y solicitan a todos los marplatenses, funcionarios y organizaciones que los acompañen.

Incansablemente desde el primer día hasta la fecha su familia continúa con su búsqueda “la que no cesará hasta que no sepamos qué pasó con Fernando” así lo afirman todas las veces que pueden en los medios.

En un comunicado expresaron: “Las contradicciones de varios de los testigos, los ocultamientos, los cabos sueltos, las pistas que no se siguieron y la inacción policial y judicial, recuerdan a las peores épocas de nuestro país. Los familiares de Fernando, que no tenemos el patrocinio de ningún abogado por no contar con recursos económicos, debemos enfrentarnos con un sistema judicial inútil y corrupto que en dos años no ha hecho más que dejar agonizar la causa”.

Si bien hay recompensas establecidas por el Gobierno Nacional y el Provincial nadie ha aportado datos de utilidad para la causa.

Fernando LarioLario, la mañana de sábado 7 de julio de 2012 participó con su agrupación de un acto eleccionario en el Complejo Universitario, en donde es docente, y las cámaras lo registran saliendo pasado el mediodía e ingresando nuevamente, siendo este el último rastro que se conoce.

El lunes siguiente, 9 de julio, vecinos de la zona de Los Acantilados entregan en la comisaría cercana su morral, abrigo, documentos y otros elementos personales, manifestando que lo habían hallado a un costado de la costa, el mismo sábado 7 cerca de las 16 horas, relacionando recién el mencionado lunes que pertenecían al arquitecto desaparecido, al ver los noticieros locales que comenzaban a difundir su búsqueda. Esto llevó que en distintas fechas, se realizaran rastrillajes en el mar, todos con resultado negativo.

Desde el mismo día de su desaparición se manejan tres hipótesis: que haya sido una decisión personal el irse, un suicidio o un crimen, pero lo cierto es que no hay un solo indicio para descartar ninguna de ellas, ni tampoco para considerar una más fuerte que oriente la investigación.



Siguiente Noticia Las ventas en los comercios minoristas no mejoran

Noticia Anterior Inauguraron muestra de la gesta histórica de remeros del Club Náutico

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario