La dispersión de precios es una situación en la que empresas de un mismo mercado venden simultáneamente un mismo producto a distinto precio. Para que ello ocurra debe existir alguna heterogeneidad entre empresas o entre consumidores o bien información imperfecta sobre los precios.

El Observatorio de la ciudad de la Universidad Fasta se propuso investigar cuál es la variación de los precios de los productos que componen la canasta básica alimentaria (CBA) según los distintos barrios de la ciudad de Mar del Plata.

Del total de alimentos que conforman la CBA se seleccionaron 15 productos envasados. Cabe destacar que éstos no están afectados por “precios cuidados”. Se seleccionaron 8 zonas de la ciudad de Mar del Plata y a partir de las mismas se identificaron distintos comercios de venta de alimentos (supermercados y despensas).

Se relevaron los precios de los productos seleccionados en dos supermercados y dos comercios minoristas.

La recolección de estos datos se llevó a cabo en todas las zonas seleccionadas el mismo día a fin de evitar posibles variaciones de precios. El trabajo de campo fue realizado por alumnos de distintas carreras de la Universidad Fasta.

Al analizar la dispersión de precios de todos los productos, se manifiesta que el alimento que presenta mayor dispersión de todos los barrios estudiados es la harina. En la Zona Constitución se observa una dispersión de 38,94%. Otro barrio con similares características que presenta una dispersión alta es Libertad.

En segundo lugar se destaca la yerba. En la zona de Talcahuano se observa una dispersión de 24,95%. Situación similar se registra en el barrio Regional y San José. En los barrios del Centro y Libertad no se pudo relevar el precio debido a la falta de disponibilidad de esta mercadería en góndola.

Al analizar todos los alimentos según tipo de comercio relevado, la mayor dispersión se observa en la harina en aquellos precios relevados en despensas. Lo mismo ocurre en el caso de las galletitas saladas. Caso contrario ocurre con el aceite, la mayor dispersión se da en los supermercados.

Del análisis se afirma que existe dispersión de precios en los productos de primera necesidad según barrios y distintos comercios.

La harina, alimento utilizado en múltiples preparaciones y de consumo universal, es el producto que mayor dispersión presenta en todos los barrios estudiados, siendo el barrio Constitución y Libertad los que más diferencia de precios presentaron. Las despensas tienen un nivel de dispersión mayor que los supermercados. La competitividad en precios, el nivel de servicio y la formalidad son factores determinantes.

Con los bruscos cambios de los valores, el consumidor no retiene los precios y no sabe si el producto que solicita es más caro y si viene o no con remarcaciones sólo allí donde está comprando o responde a una suba generalizada.

Por otro lado está la situación de los comerciantes: ellos no saben si al precio que están vendiendo, podrán luego reponer esa mercadería. Otros pueden estar vendiendo mercadería comprada un mes atrás o que recibieron en la semana, adquiridas a precios distintos. Algunos venden por el precio adquirido y otros por el que estiman será el de reposición, más alto.

Adicionalmente, la dispersión de precios aumenta las posibilidades de que un consumidor termine insatisfecho con su compra, al encontrar más tarde el mismo producto, más barato en otro comercio.



Siguiente Noticia Se realizó un acto de repudio por la golpiza a dirigentes

Noticia Anterior Caso Baragiola: se reunió la Comisión Especial Investigadora

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario