Las ventas de los comercios minoristas cayeron un 8,3 por ciento en mayo y acumularon así su quinto mes consecutivo en retroceso, por lo que el consumo no mostró mejoras durante este año en este sector clave para miles de empleos.

“Es el quinto mes consecutivo del año en que las ventas minoristas caen fuertemente afectando a todos los rubros. Las bajas porcentuales más profundas se registraron en electrodomésticos, inmobiliarias, ferreterías, y jugueterías”, informó la Confederación Argentina de la Mediana Empresa.

La baja se registró a pesar del abanico de ofertas de descuentos y promociones que los comerciantes pusieron en vidriera para movilizar las ventas y mejorar la liquidez.

Tampoco los aumentos salariales que llegaron en mayo, con el primer tramo de los acuerdos de las paritarias 2014, pudieron revertir la caída del consumo, evaluó la CAME.

“En general, muchas familias volcaron ese dinero (del aumento) a sanear sus pasivos financieros, especialmente sus deudas con las tarjetas de crédito, para evitar los altos recargos”, apuntó la entidad.

De acuerdo al estudio, los únicos rubros que no tuvieron esa marcada tendencia negativa fueron los de televisores, los de productos deportivos vinculados al mundial y los relacionados con artículos incluidos en el programa Precios Cuidados.

Así, según CAME, hubo una caída promedio interanual de 6,7% durante los primeros cinco meses del año, en un mercado en el que sólo hubo movimientos limitados a las necesidades y prioridades de las familias con relación a precios e ingresos.

Dentro de los rubros evaluados, el inmobiliario fue uno de los más afectados, ya que se desplomó un 15,6%, mientras que el de electrodomésticos tuvo una caída de un 11,8% anual.

“Sobre las últimas dos semanas del mes comenzó a despertarse la venta de televisores previa al mundial”, destacó el informe que sostuvo que las grandes casas de electrodomésticos, con campañas comerciales, ofrecieron descuentos y hasta 18 cuotas sin interés, estrategia que los comercios más chicos no pudieron equiparar, por lo que “quedó marginado”.

El rubro de juguetería y artículos de librería cayó un 11,2%, el de ferretería retrocedió un 10,8% y el de materiales para construcción se desplomó un 8,9%. En las casas de deportes las ventas finalizaron con una caída anual de 6,7%, mientras que la venta en esos comercios estuvo vinculada con el fútbol.

En el rubro de indumentaria las ventas finalizaron el mes con una caída anual del 7,9% y según argumentó CAME, la menor actividad en ese rubro está asociada con un “mayor control de gastos que hacen las familias”.

No obstante, el informe explicó que en mayo hubo un “incremento notorio en la venta ilegal en “saladitas” y en la vía pública, en un período en el que, a su vez, las marcas reconocidas lanzaron descuentos del 40%.



Siguiente Noticia Problemas con las napas de agua del barrio 2 de abril

Noticia Anterior Patín: se completó la tercera fecha del Marplatense

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario