Antes de entrar de lleno en el análisis de una penosa situación que por estas horas se vive en el seno de la comuna marplatense, me veo en la obligación de señalar aceleradamente que lo que a continuación se va a leer no constituye ni la defensa de nadie, ni el ataque a nadie.

Aclaro que son simples reflexiones motivadas por hechos de público conocimiento como es todo lo que da vueltas alrededor de la controvertida desafectación de un inmueble (el hermoso chalé que se encuentra en santa Fe y Falucho) para destinarlo nadie sabe a qué. Rectifico: El propietario -léase sindicato de camioneros- sostiene que será “para ampliar instalaciones” (?)

La concejal Cristina Coria puso las cosas sobre el tapete cuando recordó que el año pasado el oficialismo había presentado todos los expedientes que les urgía aprobar antes de perder la mayoria de las bancas, y el del chalecito no figuraba en el listado. A ello, Cris agrega que “no hay un proyecto de sustitución, y hay un informe técnico negativo del área de Preservación”. Lo cual significa que el sindicato ve reducida sus posibilidades de disponer del chalé a su antojo.

Hay algo que llama la atención de quien ésto escribe. La concejal Cristina Coria hace tiempo que viene “pisándole los callos” al oficialismo mediante algunos proyectos que, como el de que se disuelva por inoperante y anti-económico el Consejo Municipal de Contingencias Meteorológicas le provocan al Ejecutivo escozores muy fuertes.  Oh casualidad, de pronto se produce una reacción por momentos violenta por parte de la dirigencia gremial camioneril ante la imposibilidad de derribar semejante muro con el que chocan (¿el chalecito?) ¿y quien será el chivo expiatorio?  O en todo caso -con el debido respeto- “la” chiva: Pues nada menos que la señora que le está metiendo el dedo en la oreja a la dirigencia oficialista: Cristina Coria. Aunque por ahí se barajen otros nombres como el de la presidenta del Honorable C.D.

Está claro como el agua que la intención es cortarle las uñas a la señora Coria. Y está demostrado desde el mismo momento en que el respetado médico Alejandro Ferro, mentor y propulsor de tanta cosa buena en sus tiempos de secretario de salud, ahora devenido en edil lenguaraz del oficialismo, salió a pegarle a la batalladora concejal. Obviamente contando con el apoyo del oficialismo que se encargó de distribuir la propuesta de Ferro, junto con su foto a cuanto medio quisiera publicarla. ¿Muy sugestivo no?

¿La propuesta? Nada más ni nada menos de que Coria “dé un paso al costado hasta tanto se aclaren las denuncias por corrupción”(sic) Muy serio sin dudas, y casi temerario, habida cuenta de que las únicas “denuncias” fueron cuatro gritos que pegó una señora representante de un gremio. Y no sólo a la presidenta de la Comisión de Obras dirigen tan pesada munición: también -para Ferro-tienen que pagar el pato todos los concejales radicales pues sostiene que “ningún otro edil del radicalismo” conduzca la comisión.

Y como si fuera poco, aprovechando cierto artilugio legal en cuanto a la conformación del cuerpo deliberativo y sus comisiones, apareció alguien más pegándole indirectamente a la concejal Coria: Nada menos que los muchachos del Frente Renovador, que -ni lerdos ni perezosos ya están reclamando para si la presidencia de la Comisión. Y uno se pregunta ¿Cuán importante es, dentro del HCD la Comisión de Obras, para que quien más quien menos deseen roer ese hueso sabroso que parece ser la presidencia?

El caso es que este asunto -sea real o no que alguien haya querido “arreglar” con los camioneros- no le hace ningún favor a nuestro Municipalidad.

Y hay algo más: Por qué la dirigente camioneril no se presenta ante la Fiscalía y denuncia y prueba que se la quiso embarcar en un acto de corrupción, en lugar de vociferarlo en el lugar que no debió ser? ¿Por qué no dijo en el ámbito de la justicia lo que le habría dicho (según se publicó hoy) a un portal marplatense? El citado portal asegura que “La dirigente gremial Eva Moyano había dicho a (el portal) que los concejales radicales (nombró a la presidenta del Concejo Deliberante Vilma Baragiola) le habían pedido dinero” (sic).

En síntesis, se me hace que quienes están en otra vereda, piensan que han encontrado la oportunidad para hacerle pagar a Cristina Coria los dolores de cabeza que les provoca con los proyectos que viene presentando. Es casi infantil de tan simple, este planteo, pero se me hace que no le estoy errando el palo al gato.-

Mario Marini

elperiodista12@hotmail.com

 



Siguiente Noticia Ministerio de Salud brindó medidas clave para controlar la bronquiolitis

Noticia Anterior Precios Cuidados: capacitan a voluntarios en Mar del Plata

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario