La cruz de Francisco continúa su intenso recorrido por las distintas zonas pastorales de la diócesis de Mar del Plata, y por algunas “periferias” de nuestra ciudad.

Luego de peregrinar por la cárcel de Batán, Necochea, el Hospital Materno Infantil, y la zona de Gesell, Pinamar y Madariaga; este viernes por la mañana será el turno del basural, y por la tarde la parroquia San Pablo recibirá a los jóvenes que tendrán una celebración penitencial.

A las 19, comenzará el Vía Crucis por las calles de la ciudad, que partirá desde la mencionada parroquia hasta llegar a la Iglesia Catedral. Se espera la participación de una gran cantidad de personas en este acontecimiento, que buscará llevar la bendición del papa Francisco a toda la comunidad.

En la Cárcel de BatánEl miércoles a la mañana, la cruz de Francisco visitó las tres unidades penitenciarias de Batán, peregrinando por los pabellones y permitiendo a los internos tocar la cruz, recibiendo así “la bendición del papa” y dejando en esta cruz de madera, las intenciones, los dolores, las angustias de cada uno.

Por la tarde, se trasladó a Necochea, donde cientos de fieles, en su mayoría jóvenes, la esperaban para realizar una caravana en vehículos por las principales calles de la ciudad, hasta llegar a la parroquia Nuestra Señora de Pompeya, donde con música y animación a cargo de la juventud, se realizó el mismo Vía Crucis, que se vivió en la Jornada Mundial de la Juventud. Luego se realizó una misa de compromiso, y por la madrugada hasta las 5.30 una vigilia de reflexión canto y oración.

Este jueves, la cruz de Francisco estuvo en el Hospital Materno Infantil, y pese a que con motivo del paro, el movimiento se vio reducido, la cruz recorrió los pasillos y distintas áreas, llegando a los médicos, enfermeros, y personal del hospital.

Más tarde, la cruz llegó hasta la zona de Villa Gesell, Pinamar y Madariaga. Allí cientos de fieles, la recibirán, y como durante estos días, y como los que siguen, cada mano que se acerca, es una intención, un dolor, un pedido que, en silencio, queda guardado en la cruz de Francisco, y en el corazón de Jesús.

Vía Crucis por las calles

Este viernes, desde las 19, partirá el Vía Crucis desde la parroquia San Pablo, ubicada en Rivadavia 4818. Por San Martín, será la peregrinación hasta la Catedral y allí el obispo de Mar del Plata, monseñor Antonio Marino dará un mensaje a todos los fieles, en especial los jóvenes.

“A través de oraciones y cantos, caminaremos por las calles de la ciudad. También tendrá este acontecimiento una expresión artística, a través de las estampas en cada estación del rezo del vía crucis, que será representada por jóvenes de distintas parroquias. Los sacerdotes, en el recorrido, irán confesando a quienes lo deseen”, manifestó el presbítero Ariel Sueiro, encargado de la pastoral juvenil de la diócesis y coordinador de las actividades de la cruz de Francisco en la diócesis.

“La cruz de Francisco llega en un momento muy especial, providencial diríamos nosotros, porque llega a abrir la Semana Santa. Y en este vía crucis de mañana, haremos lío, pero el lío de manifestar la fe, la esperanza, la alegría, la fraternidad, el testimonio que Cristo cala hondo en nuestras vidas. Realmente estamos muy felices de la llegada de la cruz, de poder también con ella recibir la bendición del papa Francisco y creemos que Dios se encargará de que haya muchos frutos con todo lo vivido”, agregó.



Siguiente Noticia Vacunación Antigripal: ya se vacunaron 4500 vecinos

Noticia Anterior Atacan a dos taxistas que trabajaban durante el paro

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario