El Servicio Paz y Justicia, que encabeza Adolfo Pérez Esquivel advirtió que “nadie es dueño de la vida ajena” y repudió los ataques a presuntos delincuentes que se difundieron en los últimos días.

“Toda persona tiene derecho a un juicio justo y rápido, tanto la víctima como el victimario, y nadie es dueño de la vida ajena”, enfatizó el organismo liderado por Pérez Esquivel.

A través de un comunicado, señaló que “si alguien comete un delito no significa que deja de tener derechos, debe ser llevado ante autoridades judiciales para que se le aplique la ley penal, si se comprueba lo que se presume”.

“Los ciudadanos tenemos derecho a nuestra seguridad, si alguien la viola el camino es la justicia, no la venganza que engendra nuevos victimarios”, subrayó.

Tras hacer “un llamado a la conciencia en nuestra sociedad”, afirmó que “el país vive situaciones de intolerancia, inseguridad, violencia social y estructural”.

Para el organismo que encabeza el Premio Nobel de la Paz “se generó una psicosis colectiva de miedo que alienta sectores que buscan hacer justicia por mano propia , frente a la ausencia de las fuerzas de seguridad, llegando al linchamiento y asesinato de presuntos delincuentes (incluso menores de edad), que agravan aún más los hechos de violencia social”.

“Los linchamientos retrotraen a épocas que considerábamos superadas de violencia, miedos y falta de credibilidad en las instituciones del Estado y genera la incertidumbre y descreimiento”, agregó.

También consideró que “no es cierto que los argentinos seamos una sociedad violenta” y señaló que “es importante que de una vez por todas haya auditorías sobre los contenidos de los medios de comunicación para que no se les permita promover el pánico social y la venganza”.

“Cuando un solo delito se repite durante 24hs. en todos los canales cientos de veces, ¿significa que creció el delito o que va a crecer el miedo?”, agregó

Para Pérez Esquivel, “los medios están deseducando a nuestra sociedad” ya que “la educación debe ser la práctica de la libertad y valores, no sólo en los jóvenes, sino también en los adultos para generar comportamientos sociales de solidaridad y apoyo mutuo”. (NA)



Siguiente Noticia Demolieron una casa abandonada denunciada por vecinos

Noticia Anterior Una “Reevolución” por Abel Pintos en Mar del Plata

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario