Se acercan los meses de Abril, Mayo y Junio, y con ellos los vencimientos de dos de los impuestos que más impactan en la población general: el Impuesto a las Ganancias y el Impuesto  a los Bienes Personales. A continuación trataremos algunos temas relacionados a los mismos, así como algunas particularidades sobre la liquidación correspondiente al año 2013, dado que este año posee ciertas características únicas y a tener en cuenta a la hora de presentar las DDJJ por parte de empleados en relación de dependencia.

Primero que nada debemos diferenciar dos conceptos importantes en términos impositivos que no siempre van de la mano: presentación y pago. La presentación de una Declaración Jurada no configura la obligación de pago de un tributo, y el pago del mismo no exime al contribuyente de la presentación de la antedicha declaración. Esto es particularmente importante en estos dos tributos, especialmente hoy día donde el universo de trabajadores en relación de dependencia que pagan Impuesto a las Ganancias ha crecido exponencialmente.

Aquellos empleados en relación  de dependencia que superen los mínimos legales, deberán pagar el Impuesto a las Ganancias de cuarta categoría por las rentas de su trabajo personal. Dicho impuesto es abonado mediante anticipos mensuales que su empleador debe calcular y retener en cada recibo de sueldo. De esta forma, el trabajador está cumpliendo con una parte de su obligación que es el pago, pero también podría estar obligado a presentar la Declaración Jurada del impuesto, de acuerdo al monto de sus ganancias anuales. Si de esta declaración resulta un saldo cero, tiene carácter netamente informativo, dado que su empleador le ha retenido correctamente el total de su impuesto determinado. Pero si el resultado de la misma es un saldo a favor de alguno de los actores (empleador o fisco), la declaración pasa a ser determinativa de impuesto, y por lo tanto obliga al pago del saldo resultante. Este caso puede darse si el empleador cometió un error en el cálculo de los anticipos, y vale recordar que el responsable del pago del impuesto siempre es el trabajador.

Lo mismo sucede con el Impuesto a los Bienes Personales. Mucha gente cree que si la sumatoria de sus bienes no supera el mínimo legal de $305.000 no se encuentra alcanzada por el pago, pero esta es una verdad a medias. El no superar ese límite asegura que no configurará impuesto a pagar, pero no lo exime de la presentación de la Declaración Jurada en ciertos casos, la cual tendrá el carácter de informativa, pero obligatoria.

Entonces, ¿Quiénes están obligados a presentar y/o pagar las Declaraciones Juradas de los impuestos antes mencionados?

Impuesto a las Ganancias:

  • Quienes se encuentren inscriptos en el impuesto,
  • Los contribuyentes autónomos que obtengan ingresos por cualquier actividad
  • Los empleados que perciban ingresos brutos anuales iguales o superiores a $ 144.000.
  • Los actores que perciban sus ingresos a través de la Asociación Argentina de Actores y que hubieran percibido ingresos brutos anuales iguales o superiores a $ 144.000

Impuesto a los Bienes Personales

  • Quienes se encuentren inscriptos en el impuesto
  • Quienes al 31 de Diciembre del año anterior posean bienes que –valuados según la normativa vigente- superen los $ 305.000.
  • Los empleados cuyas remuneraciones percibidas en relación de dependencia resulten iguales o superiores a $96.000
  • Los actores que perciban sus ingresos a través de la Asociación Argentina de Actores y que hubieran percibido ingresos brutos anuales iguales o superiores a $ 96.000

Como se puede observar, puede darse el caso de que no tenga que presentar ninguna de las declaraciones, o una o las dos. Asimismo, dependiendo el cálculo y los límites legales, quizá se traten de simples presentaciones informativas o sean determinativas de impuesto a ingresar al fisco.

Con respecto a las fechas de vencimiento de las Declaraciones Juradas comentadas, el mismo opera el 30/06/2014 siempre y cuando, el Impuesto Determinado, sea igual a las retenciones sufridas durante el año efectuadas por su empleador, y el saldo a ingresar, según la DDJJ, sea igual a 0 (cero). De existir diferencia de impuesto a pagar, por ingresos ajenos a la relación de dependencia, o bien por error en las retenciones sufridas, el vencimiento se adelantará a Abril o Mayo.

Particularidades de la liquidación 2013

Las presentaciones del año 2013 del Impuesto a los Bienes Personales no presentan ninguna variación con respecto a los años anteriores, más allá de cotejar los cambios en los valores de los bienes a declarar. La AFIP publicó la semana pasada la Resolución General 3601, que contiene las tablas de los valores fiscales a computar para los automotores y embarcaciones, la valuación de títulos públicos y valores negociables, fondos comunes de inversión Cerrados y las valuaciones de las monedas extranjeras.

En el caso del Impuesto a las Ganancias, los distintos cambios que sufrió el mismo para los trabajadores en relación de dependencia durante el año 2013 crean situaciones particulares para la confección de las liquidaciones finales anuales que los empleadores deben entregar a los empleados, y que sirven de punto de partida para presentar las declaraciones anuales.

A lo largo del año el impuesto sufrió tres modificaciones. En marzo, se incrementaron el mínimo no imponible y las deducciones personales un 20% para todos los empleados, a través del Decreto 244. En julio, se dispuso un incremento de la deducción especial hasta un monto equivalente a la primera cuota del aguinaldo 2013 para las remuneraciones de hasta $ 25.000, con el dictado del Decreto 1.006. Y a partir del mes de septiembre se estableció el acrecentamiento de la deducción especial hasta un monto equivalente a la ganancia neta sujeta a impuesto para las remuneraciones de hasta $ 15.000, con efectos desde el 1º de ese mes, por el Decreto 1.242. Esta norma también incrementó en un 20% el mínimo no imponible, la deducción especial y las cargas de familia para las remuneraciones de entre $ 15.001 y $ 25.000, y en un 30% para los empleados radicados en la zona patagónica. La medida, por lo tanto, dejó afuera a los trabajadores cuyo salario supera los $ 25.000, siempre dentro de los meses de ese período testigo. Todos estos cambios no formaron parte de una reforma integral del impuesto, razón por la cual no se respeta la universalidad y la uniformidad del impuesto, creando diferentes condiciones de acuerdo a las ganancias de los contribuyentes al alterar los mínimos imponibles.

Con motivo de las inquietudes formuladas por los Contadores Públicos matriculados en la Ciudad de Buenos Aires, referidas a las deducciones personales a computar en el Impuesto a las Ganancias para el período fiscal 2013, el Consejo Profesional de Ciencias Económicas de dicha ciudad presentó una nota dirigida al Administrador Federal de Ingresos Públicos, Dr. Ricardo Echegaray, a fin de manifestar la necesidad del dictado de una norma aclaratoria que defina los importes anuales a computar en concepto de deducciones personales con el objeto de evitar erróneas interpretaciones al respecto. La respuesta a esta nota no ha sido recibida aún, razón por la cual las dudas referentes a la liquidación del impuesto seguirán latentes hasta que la AFIP aclare los criterios a tener en cuenta.

Es recomendable que todo aquel contribuyente que quede encuadrado en alguna de las condiciones antedichas se mantenga actualizado sobre la resolución de la AFIP al respecto para no cometer errores a la hora de presentar su declaración anual, errores que por simple desconocimiento (y por la desprolijidad de la AFIP) pueden resultar en multas e intereses no deseados.



Siguiente Noticia MH370, un punto de vista diferente. Pulau Langkawi, una pista de 13.000 pies (4.000 metros)

Noticia Anterior "Hay que frenar el saqueo y abandono de los bienes patrimoniales"

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

16 Comments

  1. Walter Fernández
    13 marzo, 2015 at 10:27 AM — Responder

    Consulta: desde este mes comencé a ganar 18.000 brutos y el mes anterior estaba ganando 15000. Queria saber desde cuando y cuanto me van a retener y si puedo ingresar ahora deducciones de cargas de familia (hermano).

    Muchas gracias.

    Saludos.

  2. Ivan
    16 diciembre, 2014 at 7:19 PM — Responder

    Estimados, existe alguna forma de obligar al empleador a entregar al empleado las liquidaciones de los anticipos de Impuesto a las ganancias en caso de negativa? En caso de encontrar diferencias entre el importe retenido (de mas) y el calculo personal del empleado como debería procederse? Gracias.

  3. Alejandro Mabellini
    30 octubre, 2014 at 4:02 PM — Responder

    Buenas tardes. Te hago esta consulta porque no puedo creer como se esta liquidando el impuesto a las ganancias hoy.
    Gano $ 25000 por mes y tengo 4 hijos. Me retienen en promedio $ 3000 por mes ya que en agosto del 2013 cobraba $ 16000 y por lo tanto tenía que tributar ganancias.
    Hoy veo con sumo desagrado que un compañero mío que en agosto del año pasado no superaba lo $ 15000 de bruto ($ 14800) en enero de este año paso a ganar $ 23000 porque paso a ser jefe de una sección, no tiene cargas de familia y sigue sin tributar ganancias mientras a mi que tengo cuatro hijos me descuentan ganancias.
    Quisiera saber el porque de esta situación que me parece totalmente injusta, absurda e inconstitucional y que hay que hacer para corregirlo.

  4. Miguel
    29 julio, 2014 at 11:00 AM — Responder

    Hola Juan, gracias por tu disposición para ayudar a aclarar un poco este entramado tortuoso del impuesto a las ganancias.
    Soy empleado, de bruto y desde el año pasado Hasta el aumento del mes pasado tuve un sueldo constante de 18000. Ahora con el aumento estoy en 21000. Existe la posibilidad de hacer horas extras. La consulta es, qué monto no debería superar para no caer en el próximo escalón del impuesto a las ganancias y no terminar trabajando más y cobrando menos?
    Te agradezco mucho.
    Saludos cordiales.

    • Juan Ignacio Fuster
      29 julio, 2014 at 11:28 AM — Responder

      Miguel, la famosa tablita de ganancias es acumulativa, es decir, siempre que vaya aumentando sus ingresos irá subiendo en la misma hasta llegar a la alicuota máxima de 35%, pero no puedo decirle de una manera tan simple hasta donde pueden aumentar para no pasar de escalon, ya que es un cálculo algo complejo para el cual necesitaría conocer datos personales, deducciones familiares, ingresos del año pasado, etc. Lamentablemente dada la actual reglamentación hay que hacer un calculo específico para cada contribuyente para conocer lo que usted me pide.
      Gracias por tu contacto.
      Saludos cordiales.

  5. mcvisca@hotmail.com
    27 junio, 2014 at 10:47 AM — Responder

    Buen día!
    Necesito saber què montos debo cargar en el aplicativo como Ganancia no Imponible y Deducciòn Especial para un empleado en relaciòn de dependencia cuyos sueldos brutos durante el 2013 han estado comprendidos entre $15.001 y $25.000 en su mayorìa (con excepciòn de unos meses menor a $15.000). El mismo no tiene cargas de familia y tambièn posee ingresos por su profesiòn como monotributista.
    Agradezco una pronta respuesta!

    • Juan Ignacio Fuster
      27 junio, 2014 at 12:47 PM — Responder

      Hola, gracias por su contacto. En el caso planteado debe considerarse que los ingresos del monotributo no forman parte de la ganancia bruta para categorizar al sujeto, por lo que solo sus ingresos en relación de dependencia deberían ser considerados. Así, encontrandose en el rango entre 15.000 y 25.000 pesos mensuales brutos de ingreso, la ganancia no imponible sería de $16.156.80 y la deducción especial de $77.553.
      Saludos.

  6. andrea
    17 junio, 2014 at 4:50 PM — Responder

    hola!! necesito q alguien despeje mis dudas!! mi esposo trabaja bajo relación de dependencia y su sueldo es quincenal. El máximo sueldo bruto q alcanza al mes es de $23000 (sumando las quincenas); llegan a descontarle $3300 de ganancias en la segunda quincena!! hasta ahora no le han hecho ninguna devolución del aporte.
    por otro lado tenemos 2 niñas q las hemos agregado a su ddjj y como uno de los ” supera el bruto de $15000 me han dicho q no me corresponde salario familiar: mi sueldo es de $4300. agradeceria una rta.

    • Juan Ignacio Fuster
      18 junio, 2014 at 10:11 AM — Responder

      Hola Andrea, gracias por su contacto. Con la información que me suministra no puedo hacer un cálculo justo, pero con ese nivel de ingreso puede pagar esa retención de 3300 pesos y más aún, dependiendo de la liquidación particular, las deducciones personales, el encuadre en las escalas, etc.
      Con respecto al tema de las asignaciones familiares es cierto que con ese nivel de ingreso de su esposo no le corresponde el cobro de las mismas.
      Saludos.

  7. lucas yubaile
    14 mayo, 2014 at 3:35 PM — Responder

    disculpa pero tengo una duda. soy juvilado y mi sueldo bruto es $26000 ( 26 mil) este mes me descontaron $ 9000 de ganancias esta bien? me quiero morir

    • Juan Ignacio Fuster
      15 mayo, 2014 at 9:54 AM — Responder

      Lucas, para conocer realmente cuanto le corresponde que le descuenten habria que realizar todo el cálculo desde principio de año para saber cuanto vienen siendo sus ingresos y sus deducciones. Pero con esos ingresos, en un extremo del caso podría llegar a pagar ese monto de Ganancias. Igualmente es mi opinion que es demasiado y debe haber algun error en la liquidación, le recomiendo que lo haga revisar.
      Saludos cordiales.

  8. Juan Ignacio Fuster
    6 mayo, 2014 at 3:49 PM — Responder

    Soledad, el caso a) y b) que vos planteas es exactamente así. Y en el caso c), de acuerdo al art. 4 de la RG 3525/13, deberá calcularse en que escala de deducciones hay que encuadrarlo tomando como referencia el ingreso mensual del primer mes trabajado. Esto es así debido a la deficiente redacción de la norma y al caracter de “parche” que tuvo la misma. Asi, puede darse el caso de gente que gane mas y pague menos, y viceversa, personas cuyo ingreso disminuya y paguen mayor porcentaje del mismo. Es de esperar que en breve alguien advierta esta inequidad y salga una nueva norma para “emparchar el parche”, pero mientras tanto la aplicación del decreto 1242 tiene plena vigencia, y cada caso en particular será diferente, al punto tal que dadas tres personas que ganen lo mismo, puede darse el caso que uno pague más del 35%, uno menos del 35% y que uno no pague nada.
    Espero haber sido claro, un saludo.

  9. Soledad
    6 mayo, 2014 at 12:28 PM — Responder

    Esto quiere decir que
    a) si entre Enero y Agosto 2013 cobró $18.000, aunque hoy cobre $30.000 en bruto va a continuar con el 20%??
    O si por ejemplo
    b) una persona de enero a agosto cobró menos de $15.000 y hoy $30.000 no va a pagar ganancias?
    c) Y que pasa con alguien que a partir de marzo 2014 comienza a trabajar y cobra mas de $ 25.000, que monto tomará?
    Como verás, hice un lío, pero es que no puedo creer que sea asi!
    Gracias!!!

  10. Soledad
    6 mayo, 2014 at 8:37 AM — Responder

    Hola Juan Ignacio,
    Ante todo, muchas gracias por tu nota que fue muy clara, pero tengo una duda:
    Si en 2014 un empleado comienza a cobrar MAS de $25.000 en bruto, CONTINUARÁ con el último incremento establecido en el Decreto 1.242 a pesar del monto?
    Muchas gracias!

    • Juan Ignacio Fuster
      6 mayo, 2014 at 9:02 AM — Responder

      Hola Soledad, muchas gracias por tu comentario. Actualmente, al menos hasta que salga una nueva reglamentación, para encuadrar al trabajador dentro de una de las categorías de deducciones de acuerdo a sus ingresos (menos de 15.000, entre 15.000 y 25.000 o más de 25.000) hay que tomar el mismo período testigo del año pasado, es decir, los ingresos obtenidos entre Enero y Agosto del 2013, sin importar si posteriormente aumento o disminuyo su ingreso. Por lo tanto, los ingresos del año 2014 hasta el momento no tienen relevancia en la categorización del empleado. Espero haberte sido de ayuda.
      Saludos cordiales.

Deja un comentario