Un reconocido comerciante del rubro librerías de Mar del Plata decidió, a las puertas del inicio ciclo lectivo, no aumentar los precios y como respuesta recibió la “presión” de una de las fábricas de útiles escolares más importantes del país para que desista de esa postura y remarque los precios.

Juan Rey nunca imaginó que reflejar esa situación a través de su cuenta de Facebook iba a tomar tanta repercusión mediática.

“Me acaban de llamar de una de las fábricas de útiles escolares (tal vez la más grande del país) para `solicitarme´ muy respetuosamente que suba mis precios porque perjudicaba la plaza”, publicó el comerciante en su muro e inmediatamente se replicó por las redes sociales.

Quien preside además la ong Hazmereir, justificó la decisión de no subir los precios de los artículos de librería ya que el año pasado efectuó una importante compra “y si compré con los precios viejos esa partida la iba a vender respetando ese costo”.

Juan Rey reconoció que los aumentos existen, “no tanto en los productos nacionales pero sí en los artículos importados por el aumento del dólar y porque generalmente hay una especulación de los importadores de subir los precios por las dudas”.

“Los que tenemos muchos años en esto lo que hacemos es esperar y comprar cuando el precio creemos que es justo y por eso muchos colegas adoptaron la misma medida y están vendiendo algunos productos más barato”, destacó.

Con respecto a los que pretenden que aumente los precios, Juan rey destacó que “quieren mucho más rentabilidad y crear una inflación por encima de la que existe, está en la inteligencia nuestra de buscar y movernos en los lugares que más nos convenga”.



Siguiente Noticia Se suspendió Unión - Alvarado

Noticia Anterior Ratas en Playa Grande

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario