Inspectores de la Secretaría de Seguridad, Justicia Municipal y Control, por medio de la Dirección de Inspección General, procedió a la clausura de una obra en construcción ubicada en Bernardo de Irigoyen al 2600. Esta obra está inconclusa desde hace 9 años, no cuenta con condiciones de habitabilidad y medidas de seguridad.

Se constató que allí residían 20 personas en carácter de inquilinos. Además, se utilizaba el subsuelo de la obra como cocheras para estacionamiento, donde se encontraron más de 15 vehículos.

Por tal razón, se intimó al inmediato retiro de todos los automóviles estacionados, caso contrario serán retirados y secuestrados por la Dirección de Movilidad Urbana.

Se dispuso un plazo perentorio de 12 horas para el desalojo de las personas. Además, Tanto la empresa prestadora de servicios de energía eléctrica como Obras Sanitarias cortaron los suministros de luz y agua, respectivamente.



Siguiente Noticia Campeonato Nacional de Kayak Aventura 2014 en la Laguna

Noticia Anterior Clausuran un hogar de ancianos por denuncias de maltrato físico

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario