El miércoles 5 de febrero, a las 20, en la catedral de los santos Pedro y Cecilia, el obispo de Mar del Plata, monseñor Antonio Marino, presidirá una misa por los 16 años de la muerte del cardenal Eduardo Francisco Pironio.

En la convocatoria, la curia marplatense destaca que el purpurado fallecido el 5 de febrero de 1998, cuya causa de beatificación ya fue abierta, gobernó pastoralmente la diócesis de Mar del Plata entre 1972 y 1975.

Asimismo, reproduce en forma íntegra el testamento espiritual del cardenal Pironio, en el que exclama: “Magnificat” al detallar las alegrías y gracias recibidas a lo largo de su vida como católico, sacerdote, obispo y cardenal.

En este texto, leído durante la misa exequial en la catedral de Buenos Aires, el purpurado renueva su “entera disponibilidad” al papa Juan Pablo II, a quien le pidió perdón “por todo lo que no supe hacer como prefecto de la Congregación para los Religiosos y los Institutos Seculares y como presidente del Pontificio Consejo para los Laicos” y le agradece que lo haya creado cardenal.

“Quiero morir tranquilo y sereno: perdonado por la misericordia del Padre, la bondad maternal de la Iglesia y el cariño y comprensión de mis hermanos. No tengo ningún enemigo, gracias a Dios; no siento rencor ni envidia a nadie. A todos les pido que me perdonen y recen por mí”, subraya en su testamento.

Fuente: Aica.org



Siguiente Noticia Casi un centenar de perros podrían quedar en la calle

Noticia Anterior El Renar prohibió la exhibición de armas de fuego en las vidrieras

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario