La cifra corresponde desde marzo a octubre y la mayoría de las mujeres ingresaron por la Guardia y derivadas al Servicio de Articulación Institucional para la Inclusión Social con que cuenta el Hospital Interzonal “Oscar Alende”.

 

El rango etario es 35 a los 50 años y en muchos casos se trató de la primera vez que realizaban la denuncia. Cabe destacar que, por ley los profesionales tienen la obligatoriedad de realizar la denuncia si toman contacto con una víctima de violencia.

 

Esta semana se realizó una jornada de concientización en el marco del Día Internacional contra la violencia hacia las mujeres.

 

La actividad tuvo como objetivo distribuir folletería y brindar información sobre el servicio que atiende casos de violencia en sus distintos tipos.

 

Dos promotoras y un promotor de salud se encargaron de asesorar en el hall principal a las personas que asistían a solicitar un turno, atenderse o visitar a un familiar.

 

Desde marzo a octubre, 134 mujeres fueron derivadas desde la Guardia del mismo para ser atendidas y 92 acudieron directamente al Servicio, derivadas por residentes de las distintas áreas, desde todas las especialidades y en algunos casos, se acercan en forma espontánea.

 

El rango etario es 35 a los 50 años en la mayoría de los casos. En muchos casos se trató de la primera vez que realizaban la denuncia.

 

Cabe recordar que, la ley 26.485 de “Protección Integral para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra las mujeres en los ámbitos en los que desarrollan sus relaciones interpersonales” y la ley provincial 12.569 sobre Violencia Familiar, establecen que los profesionales tienen la obligatoriedad de realizar la denuncia si toman contacto con una víctima de violencia.

 

En el caso de los profesionales de la salud del nosocomio, la acción legal se realiza en forma institucional ya que firma la dirección del mismo.

 

Sin embargo, no siempre realizar la denuncia es una respuesta adecuada, por lo que se trabaja en cada caso en forma particular, acompañando a la paciente y a su familia con la orientación psicológica, legal y el acompañamiento de la Trabajadora Social.

 

Un porcentaje muy alto de las personas que asisten al servicio lo hacen con continuidad, facilitando la derivación a otros servicios y especialidades y el seguimiento de los casos.

 

El HIGA es el único hospital provincial que tiene una referente del Programa Provincial de Salud para la Prevención de la Violencia Familiar y Sexual y la Asistencia a las Víctimas, ya que en general es en las Regiones Sanitarias donde se desarrollan.

 

Para obtener más información comunicarse al 4770262 al 65 interno 576.



Siguiente Noticia Le roban la moto, no arranca y lo balean

Noticia Anterior Diputados aprueban proyectos legislativos para Mar del Plata

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario