“Estamos muy contentos porque el Frente Renovador llegó con un aire nuevo a la política local, para decirle a los marplatenses y bataneases cuáles son las soluciones a sus reclamos” dijo el candidato a concejal Cristian Azcona, durante el cierre de campaña del Frente Renovador, el cual estuvo marcado por el color y la alegría, de la mano de una caravana de autos que recorrió toda la ciudad.

 

Unos 60 móviles entre autos, motos y camionetas, adornados con imágenes de Sergio Massa y globos amarillos y rojos –el color de la campaña- recorrieron desde Juan B. Justo y Martínez de Hoz, pasando por Alem, la costa, Constitución, Ruta 2, Tejedor y Jara, en cuya intersección con Chacabuco se encuentra el local mayor del FR en Mar del Plata.

 

Los también candidatos a concejales Lucas Fiorini y Mercedes Morro, además del candidato a segundo Senador Gabriel Pampin, también formaron parte de la caravana en la cual tomaron contacto con los vecinos, quienes en su mayoría no titubearon “al pedirnos por más seguridad en las calles. Ese es el reclamo mayor, entre muchos otros, y desde nuestro espacio haremos todo para cumplirles”, afirmaron los candidatos.

 

Al respecto recordaron que “tenemos que trabajar con los vecinos en un verdadero plan de seguridad que resuelva de una vez por todas este flagelo que ha convertido a Mar del Plata en una de las ciudades con mayores índices de delito en todo el país. Los marplatenses hemos perdido calidad de vida a lo largo de los últimos años: los padres están atemorizados de dejar salir a sus hijos solos, los adultos mayores tienen miedo de salir a la calle y gran parte de nuestros chicos no saben lo que es jugar en la vereda”.

 

En tal sentido, puntualizaron una vez más: “Proponemos la instalación de una cámara de seguridad cada 1000 habitantes, una ley de Policía Municipal, prisión perpetua para la organización narco dedicada a la venta de droga, equiparar la venta de droga a homicidio, prisión perpetua para el abusador agravado por el vínculo, prisión perpetua para la violación seguida de muerte. Tenemos que romper con lo que llamamos ‘la puerta giratoria ‘ que hace que los delincuentes entren por una puerta y salgan por la otra”.

 

Y por último, “la descentralización de los juzgados de garantía, porque es importante que el vecino conozca la cara, el nombre y apellido de cada juez que deja libre o que condena a un delincuente y quién es el fiscal que debe tomar su denuncia. Queremos a la justicia cerca de la gente”.



Siguiente Noticia Nueva presentación de "No se eligen, se heredan"

Noticia Anterior Ferro cerró la campaña en una escuela

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario